lunes, 27 de junio de 2011

Born To Run - Bruce Springsteen (1975)

Artista: Bruce Springsteen
Publicación: 1975
Discográfica: Columbia
Calificación: 10


Mejor canción: Jungleland/2º Puesto: Thunder Road.
Canciones: 1.Thunder Road/2.Tenth Avenue Freeze-Out/3.Night/4.Backstreets/5.Born To Run/6.She's The One/7.Meeting Across The River/8.Jungleland.


Bueno, como imagino, ya se habrán enterado de que el pasado sábado 18 el gran Clarence Clemons nos dejó para siempre, y por ello, he decidido escribir sobre un disco que sin su presencia no habría sido tan genial y explosivo, me refiero, por supuesto, a Born To Run, tercer álbum de estudio de Bruce Springsteen y su E Street Band, por muchos considerados el mejor de su carrera y por otros como todo lo contrario, y siento diferir con estos últimos, pero Born To Run es una maldita obra maestra, no se si mejor que Darkness Of The Edge Of Town, pero un diez de todas formas.
"El Jefe" ya nos había dejado claro que el no se lo tomaba a chiste en sus dos primeros álbumes (Greetings From Asbury Park, NJ y The Wild, The Innocent & E Street Shuffle), que su habilidad para componer crecía y crecía, y además siempre se encontraba en buena compañía, pues la calidad de los miembros de la E Street Band es innegable, los cuales aportaron mucho a Bruce, especialmente en directo, porque es sabido que los conciertos de el Boss son impresionantes.
Cuando Springsteen comenzó la grabación de Born To Run tenía muchas ideas e influencias en la cabeza (Roy Orbinson, Dylan...) y su objetivo era conseguir un sonido parecido al de sus idolos, pero lo que consiguió fue un estilo único y reconocible en cualquier lugar del mundo.
La producción del álbum, a manos de Mike Apple, Jon Landau y el propio Springsteen es impecable, al más puro estilo Phil Spector y su "Wall Of Sound", que es algo así como agotar hasta el último recurso posible y pulir cualquier aspereza.
Rock americano al más puro estilo Springsteen, marcado por el saxo de Clarence Clemons, instrumento clave en la carrera del Boss, y por música negra, la cual Bruce admiraba...es decir: Born To Run.


Abre Thunder Road, con un piano y una armónica que van creando ambiente hasta que aparece la rota pero sentida voz de Bruce con una melodía deliciosa. A la par que van apareciendo instrumentos, el tema va cogiendo ritmo, convirtiéndose en un tema muy animado con un loco (y no por ello malo) piano a manos del genial Roy Bittan. Al final del tema, Clemons irrumpe con un estupendo riff de saxo que da fin a una de las mejores canciones del jefe...¿cómo?¿Que ya se ha acabado?
Sigue otro de los puntos claves del álbum: Tenth Avenue Freeze-Out, donde Bruce y su E Street Band experimentan con el soul y, por supuesto, consiguen lo que se proponen. De fondo se oye  la guitarra de Bruce que sirve como un brillante acompañamiento, pero pasa desapercibida, pues los focos iluminan esta vez a Clarence, que pocas veces sonó tan convincente como en esta canción. La melodía es pegajosa como nunca, ya se sabe la habilidad de Bruce para las lineas vocales.
Night es el tema más corto del álbum, pero son tres minutos de pura emoción: power chords, un saxo esplendido, rock, rock y rock. Como viene siendo usual los temas más breves son siempre los más intensos, y hay mucha gente que puede expresar en dos minutos lo que otros no pueden en 40. Night es, además, uno de los rockers más potentes del álbum.
Sigue Backstreets que comienza lento con Roy Bittan y su piano liderando, hasta que aparecen un hammond y una guitarra dándole un empujón al tema, que se ve sometido a un estupendo crescendo que lo convierte en un tema casi épico, con Springsteen desvivido y gritando como un descosido al final  "Hidin' on the backstreets" (por mucho que se le odie como cantante, a mi me parece que tiene todo un vozarrón).
Continuamos con Born To Run, que aunque esté todo dicho acerca de él, algo habrá que decir al respecto. Para empezar, decir que este tema fue el que salvó la carrera del Boss, pues estaba a punto de caer despedido, y no me extraña porque, además de ser uno de los más temas más comerciales de la primera época de Springsteen, está cuidado hasta el más mínimo detalle. Ahora los protagonistas son la guitarra y el saxo (Clarence, ya se te echa de menos), pero, por otro lado, hay todo un arsenal de instrumentos: hammond, piano, gockenspiel...A pesar de su pomposidad, es uno de los temas más directos e impactantes a primera oída de este jefe del rock.
She's the One es uno de los más curiosos del disco. La batuta la lleva un movido y pegadizo riff de organo del también difunto Danny Federici sobre el que Bruce ejecuta una casi robótica melodía. Entonces aparece una guitarra realmente explosiva, nunca pensé que Springsteen pudiera meter semejante caña a las seis cuerdas. Impresionante.
Sigue Meeting Across The River, que es un cambio drástico de estilo, la E Street Band prueba ahora con el jazz con nada más que piano, saxo y voz. El resultado es una dulce canción, que aunque hay que escucharla varias veces, acaba gustando.
Para cerrar tenemos una de las mayores burradas que haya hecho este señor en su carrera, una épica de 9 minutos y medio llamada Jungleland. Toda una pasada. Born to Run y Backstreets sonaban pomposas, pero esto, esto es superior. Todas aquellas influencias que Bruce había acumulado las vuelca en este temazo. ¡Pasen y vean! Guitarrazos por doquier, melodías exquisitas, furia rocker, y por supuesto, a la mitad de la canción, el conocido y respetado solo de saxofón del maestro Clarence Clemons, simplemente fabuloso, algo fuera de este mundo.
Pocos discos hay a este nivel. No hay mucho más que decir, bueno, en realidad sí: D.E.P Clarence Clemons.

10 comentarios:

El rey lagarto dijo...

La marcha de Clrence para mi es el principio del fin de la banda. Una tristisima noticia.

Sobre el disco, bufff, una de las obras apitales de todos los tiempos. Yo tambien cogeria jungleland y thunder road.

Alex Noiser dijo...

Si te soy sincero, sólo conozco lo básico de Springsteen, pero coincido en que Clarence era una maravilla, daba gusto ver cómo hacía hablar a su saxo. Respecto al disco, a ver si me pongo con el Boss. Saludos!

Sergio dijo...

¿Solamente un 10?, este álbum es una cosa seria, maravilloso, una auténtica joya. Con tu permiso te enlazo con una entrada mía muy reciente, que incluye un vídeo que es todo un homenaje a sus conciertos y sus fans. ¡Es el Jefe!
http://superehore.blogspot.com/2011/06/nacido-para-correr.html

Debo reconocer que "descubrí" la obra del Boss, en profundidad, no hace mucho tiempo, pero estoy disfrutando de lo lindo.

Savoy Truffle dijo...

Disco básico si se quiere entender al Boss. El otro día vi un reportaje de cuando sacó Magic muy bueno, y explicaba la periodista que el repertorio de cada concierto (escrito siempre a mano por Bruce) siempre incluye Born to run porque es el tema al que él le debe mucho, le dió a conocer y su primer éxito, es como un homenaje al tema y al disco entero que es espléndido de principio a fin. De todas formas si Phil Spector se hubiese metido por medio lo hubiese enmarañado y arruinado, está bien como quedó. Siempre me pareció un disco fundamental en la carrera de el Boss y Clarence Clemons está bestial, como toda la E Street Band.
Saludos.

Panxo dijo...

me encantaria tener un jefe asi..(comentario totalmente heterosexual XD)... es una mezcla intensa, agresiva, pero elegante la que hace Springsteen con sus discos..este en particular es de esos esenciales que cualquier presidiario del universo musical debiese oir..

gustos infalibles don soyde..!!

PAZ

Darío dijo...

Discazo. "Thunder Road" tremenda.
En "Born To Run" hay algo que esta presente en las grandes obras... eso que vayamos una y otra vez sobre ellos intentando saber qué es. Y no, debemos seguir escuchándolos por siempre.

Gonzalo Aróstegui Lasarte dijo...

Joder, reseñas de "Tago Mago", "Ragged Glory", la tuya de "Born To Run", Soyde… La blogosfera está que arde. El disco de Springsteen, ya lo ha dicho todo el mundo: una obra maestra absoluta.

Saludos.

soydelamalena dijo...

Hola a todos!

Majestad: no me lo había planteado (posiblemente por miedo), la verdad, pero desde luego la E Street Band no sonará igual sin el Big Man.

Alex: hombre, pues si algo es Born to Run es básico, es su obra más trallada (a parte del Born In The U.S.A.). Escuhatelo que seguro que no te disgusta.

Sergio: jajaja la calidad del Boss es innegable, en especial esta primera etapa de los setenta, después de Nebrasca lo solté un poco porque no me convencía demasiado, luego en los 00s sacó algun buen disco pero nunca volvió a ser lo que era, eso sí, en directo, impecable. Y muchas gracias por lo del enlace.

Savoy: no sabía de ese dato, pero sí de que esa canción salvó su carrera. Coincido contigo en que Phil y Bruce no se habrían entendido muy bien.

Panxo: jajaja con jefes así cambiaría el panorama, si señor xD.

Darío: totalmente de acuerdo en todo lo que dices.

Gonzalo: da gusto pertenecer a esta blogosfera eh?

Saludos a todos y gracias por comentar!!!

El Hombre Mojon dijo...

Qué cosas, pensaba que estabas en las mismas que yo, sin actualizar el blog en algunas semanas, y al entrar me encuentro con esta joya absoluta del rock en general que es Born To Run. Si bien no me parece el mejor de Springsteen (me inclino más por Darkness...) es una obra inmejorable y que le concedió muy justamente el reconocimiento que Bruce merecía.

soydelamalena dijo...

Pues en esas ando con diversas complicaciones a la hora de actualizar, y mira que me duele...
Y por otro lado, yo no sabría si decantarme por este o por el Darknes Of The Edge Of Town, porque esta etapa de los setenta una pasada.

Saludos!